Sangrado entre reglas: Causas y Consejos

¿Alguna vez has tenido un episodio de sangrado entre tus períodos menstruales? Si es así, no te preocupes, ¡no estás sola! Muchas mujeres experimentan esto en algún momento de sus vidas. Y aunque puede ser desconcertante, no suele ser motivo de alarma.

En este artículo, vamos a explorar en profundidad el sangrado entre reglas, entender por qué ocurre y cuándo podría ser una señal de que es hora de hablar con un profesional de la salud.

¿Qué es el sangrado entre reglas?

El sangrado entre reglas, técnicamente conocido como metrorragia, es la pérdida de sangre vaginal que ocurre en un momento distinto al de tu período menstrual regular. Puede ser más ligero o abundante que tu flujo menstrual normal y puede ocurrir en cualquier momento del ciclo menstrual.

Causas Comunes de Sangrado Entre Reglas

Aunque puede parecer alarmante, en la mayoría de los casos, no es indicativo de un problema grave. Aquí hay algunas causas comunes de sangrado entre reglas:

Desequilibrios Hormonales: Los cambios en los niveles hormonales son una causa frecuente. Esto puede ocurrir debido a situaciones de estrés, cambios en la anticoncepción o problemas de tiroides.
Uso de Anticonceptivos. Si recientemente comenzaste o cambiaste tu método anticonceptivo, es posible que experimentes un reajuste durante los primeros meses de adaptación.
Pólipos Uterinos. Estas pequeñas protuberancias en el revestimiento del útero pueden causar sangrado irregular.
Infecciones o ETS.
Cambios en el Estilo de Vida. Factores como la pérdida de peso drástica o el ejercicio excesivo pueden afectar tu ciclo menstrual.
Perimenopausia. Durante la transición hacia la menopausia, es común tener ciclos irregulares y sangrado inusual.

¿Cuándo deberías preocuparte?

Si bien la mayoría de las veces, el sangrado entre reglas es benigno, hay momentos en los que debes buscar atención médica. Por ejemplo, si el sangrado es tan intenso que empapas una toalla sanitaria en una hora o menos, si experimentas un dolor abdominal inusualmente fuerte junto con el sangrado, si el sangrado entre reglas se vuelve crónico o persistente o, por ejemplo, si notas cambios significativos en tu patrón de sangrado, como la duración o la cantidad. Todas estas son señales de alerta.

Consejos para Gestionar el Sangrado Entre Reglas

Llevar un registro de tus ciclos menstruales y cualquier sangrado entre reglas puede ayudar a identificar patrones y posibles desencadenantes. Bebe suficiente agua para ayudar a mantener la salud de tu sistema reproductivo. Y opta por la meditación, el yoga o cualquier actividad que te ayude a reducir el estrés puede ser beneficiosa.

Recuerda que, si tienes preocupaciones sobre el sangrado entre reglas, o si experimentas cualquiera de los síntomas mencionados anteriormente, no dudes en hablar con tu médico. Un profesional de la salud puede ayudarte a determinar la causa y guiar el tratamiento adecuado si es necesario.

El sangrado entre reglas puede ser una molestia, pero en la mayoría de los casos, no es motivo de alarma. Al comprender mejor este fenómeno, puedes tomar el control de tu salud reproductiva. ¿Quieres seguir hablando de este tema? En Gynea, mujer sin filtros, tienes un espacio en el que hablar sobre cualquier otro tema relacionado con la salud de la mujer. Síguenos también en Facebook e Instagram.

Algunas de las fuentes consultadas:

Artículo ¿Qué es el sangrado intermenstrual y por qué puede estar producido? de Reproducción Asistida ORG.

Artículo Sangrado vaginal entre periodos  de MedlinePlus.

Artículo ¿Qué causa el sangrado entre periodos menstruales?  de Medical News Today